Hijos Extraordinarios

OSCAR AL MEJOR GUION ADAPTADO


Hoy no tenía pensado escribir sobre esto, pero creo que merece la pena….

Todos los días a la vuelta del colegio, lo primero que hace Claudia, antes incluso de saludar con un beso, es entregarnos su agenda del día, en la que los profesores resumen su comportamiento, y de vez en cuando añaden un comentario. Sólo por su cara, normalmente se puede adivinar si el día ha ido bien o mal. Está aprendiendo a “actuar” de manera que cuando hay un día malo, su cara de circunstancia viene pidiendo a gritos poder dar una explicación, para ella convincente, tratando de justificar algún comentario que no sea bueno.

El caso es que ayer, vino con esta nota…

cuaderno-claudia-1

 

Lo que en resumen significa, que no ha escuchado cuando le han dicho “stop”, y que no se podía concentrar y se había tirado al suelo…. Y este escrito vino reforzado por los comentarios de Izabel (su profesora de integración) quien me decía, que no se había portado muy bien.

Esto dio pie a una conversación en el coche, camino de casa…

“Claudia, yo ya no puedo más…Ya no sé qué hacer contigo, porque no te da la gana de portarte bien”… “Dime tu, Claudia, qué vas a hacer, porque si con 11 años no eres capaz de portarte bien, dime cómo hacemos!”

Me dice muy seria y con su mejor cara de teatro…“Si, mamá!, sí que me quiero portar bien!”

“No. Claudia, se acabó. Hasta que no me lo demuestres, no me lo digas más, porque ya no te creo. Todos los días me dices que te vas a portar bien, y luego mira! Así es como me disgusto contigo, porque no te portas como me prometes.”

Ahí quedo esa conversación, y ella se quedó pensativa el resto del camino.

Esta mañana se ha levantado más diligente que de costumbre, y ha hecho todo muy bien. Cuando estaba lista, hoy cinco minutos antes, me ha pedido un folio para escribir una carta.

“A quien vas a escribir ahora Claudia? A tu profesora? Mejor le pides perdón, y punto”.

“No, mama, una carta a papá y a ti”

Le despedí como todas las mañanas deseándole buen día, y rogándole que se portara bien, que si puede parecer ya una rutina verbal, en Claudia siempre busco algo distinto que despierte su motivación para tener un buen día.

Y luego, me encontré esto:

160224-nota-de-claudia     Papa, Mama me voy a portar bien. No quiero disgustaros.

 

Mi sorpresa ha sido doble: primero el hecho de escribirlo es algo que me ha llamado la atención, porque creo que es una forma de decirme que ella también es mayor al escribir cuando quiere acordarse de algo, o realmente que lo ha interiorizado sabiendo que ya no me lo puede decir más veces, tras la conversación de ayer….La otra sorpresa ha sido, el hecho de escribirlo en Alemán, también es curioso, no? no sé si porque eso le da más fuerza a la frase, o porque piense ella que en Alemán tiene más validez, como respuesta al propio cuaderno…

El caso es que hoy, ha venido feliz, y me ha enseñado el cuaderno, con una sonrisa y una efusividad…

cuaderno-claudia-2

“Ves que bien Claudia, cuando quieres? Yo también confiaba en que sabes portarte muy bien! Así que genial y mañana otra vez así de bien”. – “Sí, mamá. Mañana igual”

“Oye Claudia, ¿por qué has escrito hoy esa nota?”

“Porque se me he ocurrido esta mañana, al despertarme, y lo he hecho!”

“Ya, pero ¿por qué una nota?”

“Mamá, porque se me ha ocurrido, porque no te lo quería decir y porque no quiero disgustar…”

“ Ah, pues me ha gustado mucho! Aunque como estaba en Alemán…me ha costado mucho leerlo, eh?” Mientras le guiñaba el ojo.

“Mammaaaaaaa…..no me tomes el pelo….En serio, mamá….”

“Yo creo que lo has hecho en Alemán para dárselo a Izabel”

“Que no mama, que lo he hecho porque no quiero disgustarte”

Yo casi con la lagrimilla ya por la mejilla, pensando que realmente se sentía mayor, arrepentida y con ganas de mejorar, y termina diciéndome….

“Hoy hay futbol?? Es que como me he portado tan bien…a lo mejor puedo ver la primera parte, no??”

Así que…ha sido una obra de teatro maestra! Lo ha conseguido! Ha escrito un buen guión, ha tenido una actuación brillante, y el desenlace ha sido como esperado…. Esto señores, se merece un OSCAR al mejor guion adaptado, mejor dirección, y una soberbia interpretación…no tengo más que añadir. Se ha portado bien, que es lo que importa….Seguiremos buscando motivaciones puntuales. Claudia, a diferencia de otros ninos, encuentra su felicidad en el momento, en ese ahora. Encontró por eso hoy la motivacion del fútbol para portarse bien, y eso es lo que le hace grande y diferente. De otra forma, el no encontrar una chispa, podria desencadenar en dias seguidos con notas de profesores….

Hijos Extraordinarios
LA VIRTUD DE HACER FACIL LO DIFICIL
Hijos Extraordinarios
LA CARGA DE UN HERMANO CON SINDROME DE DOWN
Hijos Extraordinarios
NUEVO COLEGIO Y CON NOTA
There are currently no comments.